domingo, 23 de junio de 2013

Eli Rodríguez Poesía: La negra juega al ¡eaea ea á!

La cuerda
 que salta
que juega a la negra.
¡eaea ea á!
¡eaea ea á!

La casa, 
se enreda
las cintas de lana 
que  envuelven la mota
 la miga de pan.

¡eaea ea á!
¡eaea ea á!


La cuerda
 que juega
que salta a la negra.
¡eaea ea!
¡eaea á!

La casa
 las cintas
 se enreda de lana 
que  envuelven la miga
 la mota 
de pan.

¡eaea ea á!
¡eaea ea á!

La cuerda
  la negra 
que juega
 a que salta.

¡ea ea ea!
¡eaea á!

La casa
 de lana
 se enreda la mota
que envuelven las cintas
 la miga 
de pan.

¡eaea ea á!


¡eaea ea á!



Eli Rodríguez Poesía: La fe

 Los cuerpos
parodean
 se fragmentan
se versean

se olvidan 
los envuelven
se congelan

los cuerpos
van a la esquina de la soledad

al olvido perpetuo 

pero en el placer
 se hacen cuerpo 
de alguna verdad.



Eli Rodríguez Poesía: Líquidos


 En la herida

se desarma el líquido

 habita el hombre de los días.
Fue envuelto
en la fosa de la noche
por los hombres de cal. 
Pero el cuerpo del día
respiró
  gimió el valor
 de una verdad. 

Eli Rodriguez Poesía: Escondida

Una niña prostituye

el altillo del bluyín

y el hombre
  no puede esconder

 su sombra.

Eli Rodríguez Poesía: Orilla


Los vértigos del agua
 vuelven musgo
la piedra de los nombres.